Promesa viva

5 Ene

pexels-photo-108941.jpeg

Mi promesa amor,

sigue estando latente,

sigue estando muy presente

para que entre eco y eco, susurro y susurro

tú me escuches nuevamente.

 

Mi promesa amor,

nunca ha quedado vacía.

Si lo notas, sabrás que toca tu corazón día a día

para que no me olvidés más,

para que me recuerdes.

 

Mi promesa,

esa que te hice hace siglos,

esa que se fue casi al olvido,

se renueva cada instante

en cada sueño, cada meditación, cada pensamiento.

 

Mi promesa,

es, recuerda, aquella que te di para toda la vida,

aquella en que juré darte todo el amor,

y mantenerte cerca cada día.

Preguntas

15 Feb

Me pregunto si vale la pena,

si vale la pena continuar buscándote,

si es valioso procurarte.

 

Me pregunto si mis letras suben hasta ti,

si me escuchas o no,

si me sientes y me extrañas,

si es que alguna vez fuiste mi luz.

 

Me pregunto si la pena

continuará mostrando su dolor.

Si el vacío interminable

y la ansiedad constante por necesitarte

se irán algún día.

 

Me pregunto si es en vano esta necesidad loca,

si mi ansía absorta dejará de ser un día

y volveré a respirar.

 

Me pregunto y me pregunto

y reflexiono en el vacío que se adhiere,

que me quema y que se adentra

y me sumerge en el dolor.

 

Pregunto,

respiro y a veces olvido

para no intentar ya más recordar.

 

Una mirada

13 Feb

Hoy vengo hasta ustedes después de algunos días de ausencia, ausencias que son siempre por falta de tiempo, por quizá no darme la oportunidad de sentarme, respirar e inspirarme a escribir.

Por aquí les dejo algunos versos, esperando que los mismos me guíen a encontrar mi mayor inspiración.

pexels-photo-776636.jpeg

“Si pudiera mirarte a los ojos,

te miraría profundo

para así descubrir lo bello que radica en ti

y por consiguiente en mi.

 

Al mirarte de frente,

exploraría todas las posibles vías

que me permitan llegar a tu interior

para acercarme a ti y descubrir quien soy.

 

Si me miraras y anclaras tu mirada en mi,

tomaría mi existencia

– no esta carne, sino mi esencia-

y con fuerza ardiente me fundiría en ti.

 

 

 

 

Ya no queda nada

23 Ene

pexels-photo-699782.jpeg

 

Ya no queda más que un recuerdo lejano en mi mente.

Ya no quedan historias que compartir o anécdotas vividas.

Solo queda el vacío que de mi pecho emana

y que a veces se convierte en luz, olvido, y en locura consciente.

 

Ya no queda más que un recuerdo distante,

un borroso sueño, tan solo un instante.

Y te voy olvidando,

como quien olvida que la luna siempre sale de noche.

 

Entonces te busco,

como si el empeñarme en la búsqueda interminable

me trajera el recuerdo, me volviera las memorias.

¡Qué torpe corazón!, que te busca de día y

te trata de encontrar en vano, por la noche.

¡Feliz año 2018!

31 Dic

¿Qué puedo pedir en este nuevo año, 

que no sea tu presencia tan fuerte, tan latente en nuestras vidas?

 

Quisiera pedirte tenerte de frente,

tomarte la mano, abrazarte fuerte.

Lo qué más quisiera es no sentir el vacío

que me dejas cuando tomas mi mano y luego la sueltas.

 

¿Qué otra cosa he de pedir, sino aquella que me trae gracia

y luz a lo oscuro de mi corazón y mi existir?

¿Qué otra cosa? si no eres tú Señor, si no eres tú…

 

¿Qué más puedo pedir que no sea seguir amándote con fuerzas?,

seguir sin entender la no razón y que me guíe el corazón.

 

En este nuevo año, y con esta nueva entrega,

te entrego mi amor verdadero, mi ternura y mi experiencia.

 

En este nuevo año que dentro de poco comienza,

te pido alegrías,

te pido que quites las penas de los corazones heridos,

de las almas que ambulando quedan

en la interminable búsqueda de tu amantísima presencia.